Inicio | Noticias | Noticias CNIO | La Alianza SOMMa celebra su primer encuentro sobre políticas de igualdad de género

La Alianza SOMMa celebra su primer encuentro sobre políticas de igualdad de género

29.10.2019

Dona para investigación

CNIO SOMMa 2019

Directores de Centros SOMMa han debatido en el CNIO las mejores prácticas de la red en igualdad de género, con el objetivo de implantar un cambio cultural que permita que la equidad de género se integre en las decisiones estratégicas en materia de ciencia

Durante el evento, Cheryl Smythe, experta en Igualdad del Babraham Institute, ha hablado de las políticas de género implantadas por su centro para obtener la acreditación Athena SWAN, que reconoce las prácticas de igualdad de género en la ciencia del Reino Unido y que los centros de investigación de ese país ya necesitan obtener para poder solicitar financiación; cada vez más voces piden implantar una acreditación similar en la Unión Europea

El evento ha contado con la colaboración de la Embajada Británica en España y la clausura de Ana Puy, directora de la Unidad de Mujeres y Ciencia del Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades

El 29 de octubre, el Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas (CNIO) ha acogido el 1er Evento de Igualdad de Género de los Centros de Investigación de Excelencia SOMMa (Alianza de los Centros Severo Ochoa y Unidades de María de Maeztu). El encuentro ha tenido como objetivo compartir las mejores prácticas en esta materia en los Centros SOMMa para, de manera coordinada e institucional, promover un cambio cultural y apoyar el talento femenino y la igualdad de género en la ciencia, de cara a la toma de decisiones estratégicas. La jornada, organizada por SOMMa y la Oficina de la Mujer en Ciencia (WISE, por sus siglas en inglés) del CNIO, creada en 2012 por su directora Maria Blasco y coordinada por Isabel López de Silanes, ha contado con la colaboración de la Embajada Británica en España y ha sido clausurada por Ana Puy, directora de la Unidad de Mujeres y Ciencia del Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades.

Numerosos centros SOMMa llevan a cabo actividades para promover la equidad de género. Sin embargo, a menudo estas iniciativas suelen ser más individuales que institucionales, aún no cuentan con recursos dedicados, no alcanzan una masa crítica mínima para ser estables en el tiempo ni impulsar una transformación real, y no se benefician de los conocimientos adquiridos por otros centros de la red cuando desarrollan sus propias prácticas.

Por ello, durante esta primera reunión celebrada en el CNIO, varios directores de Centros SOMMa debatieron las mejores prácticas de la red e intercambiaron experiencias, con el objetivo de que todos sus miembros puedan aprender de los conocimientos adquiridos y así implantar un cambio cultural que permita que la equidad de género se integre en las decisiones estratégicas en materia de ciencia.

“En el CNIO empezamos a hacer cambios estructurales en 2012 para facilitar que más mujeres den el paso adelante en su carrera científica”, explica Maria Blasco, directora del CNIO y vicepresidenta de SOMMa. “Por ejemplo, la flexibilización de horarios ha hecho que disminuya significativamente el número de mujeres que piden reducción de jornada. Pero aún queda mucho por hacer”.

“Es necesario apoyar y facilitar una estrategia de excelencia en la que el equilibrio de género se beneficie del talento científico”, afirma Patrizia Ziveri, responsable del Paquete de Trabajo de Movilidad e Intercambio de SOMMa, directora científica de ICTA-UAB y coorganizadora del evento junto al CNIO. “Las decisiones estratégicas tomadas por expertos con diversidad de género benefician a la ciencia y a la sociedad. Las principales preguntas que deben formular los organismos gubernamentales y las instituciones son: ¿Cómo facilitamos la carrera científica de las mejores mujeres en los centros de excelencia y cómo promovemos un liderazgo continuo? ¿Cuáles son los beneficios para la ciencia y la sociedad de tener diversidad de género en futuras decisiones estratégicas en centros de investigación de excelencia?”.

El camino hacia una equidad de género real en investigación es largo todavía. Según datos recientes (Informe CERU de Igualdad de Género en Investigación), los científicos y científicas que investigan en España perciben de manera muy diferente la desigualdad de género en su entorno laboral. Hasta el 79% de los investigadores se siente tratado de manera igualitaria en su lugar de trabajo, un dato que desciende al 55% cuando responden ellas. El 60% de las encuestadas cree que el permiso de maternidad tiene efectos negativos en su carrera, mientras que solo el 33% de los encuestados opina lo mismo sobre el permiso de paternidad. En general, ellas sienten menos apoyo interno que ellos, piensan de forma más mayoritaria que su trabajo no es valorado y se sienten menos animadas a pedir un ascenso. Además, solo un 40% del total de los investigadores e investigadoras españolas encuestadas cree que los departamentos están comprometidos con la igualdad de género.

Al encuentro ha asistido Hugh Elliott, embajador británico en España, que afirmó que “mujeres y ciencia son dos palabras que deberían ir juntas más a menudo. No podemos permitirnos la pérdida de talento, creatividad e innovación, y por ello el gobierno británico tiene entre sus objetivos estratégicos el promover la educación de calidad para las chicas en todo el mundo. Los gobiernos y las sociedades debemos trabajar juntos para inspirar y empoderar el talento femenino en todas las etapas de la vida, desde la escuela hasta los puestos de dirección”.

Además, la experta en Igualdad Cheryl Smythe, International Grants Manager del Babraham Institute (Reino Unido), explicó las barreras que identificó su centro en materia de género y las políticas que implantó para derribarlas y obtener la acreditación Athena SWAN, que desde 2005 reconoce a las universidades y centros de investigación de Reino Unido comprometidos con el establecimiento, monitorización y evaluación de prácticas que lleven hacia la igualdad real de género. En ese país, estos centros ya deben contar con la acreditación Athena SWAN para solicitar financiación para sus proyectos, y cada vez más expertos piden que la Unión Europea cuente con una acreditación similar.

Ana Puy, directora de la Unidad de Mujeres y Ciencia del Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades, clausuró el encuentro anticipando que se está trabajando para establecer a nivel nacional un sistema de evaluación de las políticas de género que implanten las universidades y los centros de investigación e innovación españoles.

Volver a las noticias

Subir